Biodanzamos

  

 

 

 

Artículo

 

Muerte y biodanza 4

Muerte y biodanza 4. Un despertar a la vida

No te acerques a mi tumba sollozando, no estoy ahí,
estoy en el viento que acaricia,
en las plantas que riegas cada dia,
en las estrellas que brillan de noche sobre tu hogar,
en la sonrisa de tus hijos,
en los pajarillos que cantan en tu ventana…
Por eso, no te acerques a mi tumba sollozando,
no estoy ahí,
estoy en el recuerdo y en tu corazón.

Yo nunca me he muerto, entonces no sé lo que es estar muerta. La única cosa que sé con certeza es que algún día yo seré ceniza, perdiendo la existencia física, como le ocurre a todo ser vivo: plantas, flores, gatos, peces…

Con la «DANZA PARA UN SER AUSENTE», biodanza evoca a un ser ausente, o más aún, la propia ausencia en un día futuro. Ofrecer esta danza.

Entonces, la forma natural de pensar sobre la muerte no sería intentar olvidar la muerte, sino afrontarla y vivir disfrutando al máximo de la vida que ahora tengo. Las personas cercanas mueren y luego sentimos no haberles dado las suficientes muestras de cariño y atención. Morimos sin darnos cuenta de como el tiempo ha transcurrido y, como el más hábil prestidigitador, nos ha engañado y embaucado. La película de la vida va pasando inexorablemente en el cinematógrafo de la existencia. En cualquier momento se presenta la enfermedad y todo lo que nos deleitaba pierde, de golpe,su sentido.

Conectar, tener la certeza de mi desaparición física.

¿Qué es fundamentalmente el temor a la muerte?

En este momento, estamos respirando, comiendo, divirtiéndonos, gozando: ¡¡vivimos!!

«RONDA SINUOSA», «TREN», «DANZA DEL HIPOPÓTAMO», «MARCHA SENSUAL» Son un ejemplo de ejercicios de biodanza que te conectan con el placer y lo lúdico, que te llevan a gozar, desde lo divertido.

Cuando se apaga el fuego de la vida, ésta se acaba y llega la muerte. Este sería el concepto más generalizado de Vida y Muerte. Es decir, que la muerte llega después de la vida. Nos equivocamos al pensar que la relación vida-muerte es una línea continua, que la muerte es el final de la vida. Siempre que tengamos esta equivocación, seguiremos pensando que lo deseable es vivir y que la muerte es temerosa.

La vida y la muerte son cosas totalmente independientes.  A simple vista, los dos hechos parecen continuos; pero en realidad, son discontinuos. Y si seguimos empeñados en ver una continuidad, nunca eliminaremos el miedo a la muerte. Y mientras, estamos aterrorizados por la muerte, es decir, arrinconados por la muerte, no estamos cumpliendo con los requisitos que requiere el tema de la vida

Cuando uno nace, la muerte viene detrás. Cuando uno muere, el renacimiento viene detrás.

                                             Bhagavad-Gita

En la vida tiene que estar presente toda la vida y en la muerte toda la muerte. Vivir todo lo posible como un ser humano. Vivir de forma perfecta. Morir perfectamente sin pesadumbres. Intentar llegar a una muerte perfecta es haber realizado una vida completa y vivir la vida completa significaría tener una muerte tranquila.

 «EXTENSIÓN MÁXIMA, ARMÓNICA», «ELASTICIDAD INTEGRATIVA», DESPLAZAMIENTO CON LEVEDAD» 

Mientras se vive, no se muere. Después de la muerte tampoco. En el momento de estar muriendo, no se nota la muerte. Luego uno nunca muere.

Vivir como un ser humano. Hombres y mujeres. Todos vienen de una misma fuente, pero la manera de conectar con el ser es diferente. La mujer, lo femenino tiene el ser dentro, tiene el sentido de la vida. El hombre, lo masculino tiene que salir a buscar ese ser. Son dos mundos totalmente diferentes, difíciles de entender uno al otro. Pero con necesidad de aceptar. Aceptar al otro.

«EXPRESIÓN DE  LA MASCULINIDAD Y FEMINEIDAD», «DANZA DE LA SERPIENTE»,»DANZA DE SEDUCCIÓN»,»PG DISPOSICIÓN A SER FECUNDADA»

Pensamos que existe la muerte de sí mismo porque vemos la muerte de otros; pero esto no pasa de ser una suposición. Por ver la muerte de otros, suponemos que todo ser humano muere, incluso uno mismo. Pero insisto, no pasa de ser una suposición o una idea conceptual.

Así, llegamos a la conclusión de que no tememos a la muerte en sí, sino al concepto de muerte. Estamos aterrorizados por la sombra de la muerte. Lograr romper con esta ilusión, es conocer: la vida que toda ella es vida.

                                                     ¿Dónde estarán los primeros

                                                               cuadernos que escribiste?

                                                 ¿Dónde tu primera novia

                                      que no presiente que has muerto?

                                         ¿Ante que paisaje te has estremecido

                               para ir a decirle que estás quieto?

                                                      No es lo peor morirse.

                                                          Lo angustioso

                                 es que después no puedes hacer nada,

                                                         ni dar cuerda al reloj,

                                                                       ni despeinarte,

                                                              ni ordenar los papeles…..

                                               Gloria Fuertes

Deja un comentario

error: ...